Cómo estoy pivotando desde la construcción a la programación


En la última entrada hablé sobre los pasitos que estoy dando para convertir mi anterior y deprimente vida laboral en una plétora de experiencias gratificantes orbitando alrededor de uno de mis hobbies, la programación. También llevo desde que empecé el blog hablando de un supuesto viaje en el que estoy inmerso. Bien, pues en esta entrada voy a describir en que consiste ese viaje y esos pasitos que estoy dando. Arrancamos:

1º Paso: Estudiar la carrera de ingeniería informática

Como comenté anteriormente, el primer paso lo di en septiembre de 2015. Llevaba como un año trabajando y empezaba a tener una idea bastante aproximada de donde me había metido. Aunque no estaba a gusto, en ese momento la presión aun no era suficiente como para querer huir de aquello. En cualquier caso, tampoco tenía a donde. Así que ni siquiera me planteaba una salida.

Un año antes mi cuñada se había metido en el módulo de DAM. El horario era nocturno, para gente que estuviera trabajando. En ese verano de 2015 valoré la posibilidad, pero se me pisaba con el trabajo y no era posible. Así que miré la UNED. Demasiado tarde, no quedaban plazas. Uno de mis mejores/peores rasgos es que cuando me obsesiono con algo es difícil quitarme la idea de la cabeza. Así que empecé a darle vueltas a como meterme en una carrera o ciclo relacionado con la informática como fuera. Buscando por Google algún caso parecido, gente cambiando de carrera a los 30 años, pivotadas importantes: De cardiólogo a minero, de panadero a astronauta, de aparejador a developer. Al final, entre tanta búsqueda, las arañitas de Google se fijaron en mí. Empezaron a soltarme su publicidad a mansalva: ui1, ui1, UI1, Universidad Online UI1, U – I – UNO!!!!

Universidad Isabel I

Logotipo Universidad Isabel I

Logo UI1

UI1 resulto ser una universidad privada online afincada en Burgos. Ofrecen grados u postgrados adaptados al espacio europeo de educación superior. Y entre ellos, el de Ingeniería Informática. En aquel momento me apetecía mas un ciclo superior que un grado. Ya había mamado mucha universidad, pública (UGR, UPM) y privada (UCJC), y la opinión que tengo de la misma está lejos de ser positiva. Pero para entonces estaba sin opciones, así que mandé un correo solicitando información y me concertaron una cita telefónica a primeros de septiembre.

En esta llamada me aclararon todo lo aclarable. Mi principal preocupación era si en esas 5 horas libres diarias que me quedaban tras el trabajo me iba a dar tiempo a encajar todo un grado. Sin embargo, me dijeron que de sobra, que con una hora y media al día solía ser suficiente. Es más, cuando les conté mi curriculum y trayectoria me dijeron que superaba con creces el perfil medio del alumnado. Así que dicho y hecho: Eché los números. Cuadraban más o menos. Para alante.

Objetivo

Lo que realmente pretendía con este movimiento eran tres cosas:

  • Colocar un título de peso en curriculum referente a la informática. Ya tenía algunos cursos, pero con tan poco peso específico entre tanta construcción no me sentía cómodo. Puede que sea una cuestión psicológica, pero estar estudiando esta carrera me hace sentirme un poco en este sector. Por supuesto, cuando obtenga el título, seré uno más entre muchos graduados.
  • Aprender, aprender y aprender. Está muy bien suscribirse a Xataka y Gizmodo, aprender programación de forma autodidacta o leerte un artículo sobre cómo funciona un microprocesador. Pero hay mucha cuestión de base que te deja muy cojo si la obvias. Si tengo que reconocerle algo a la universidad es que, al menos, los conocimientos básicos te los llevas. Si no tienes a quien te los ordene y te los enseñe, es muy difícil no ir por el mundo asumiendo cosas que no son verdad. Y más en un mundo tan técnico como el de la informática. Hablo de cuestiones como la ingeniería de software, estructuras de datos, redes, programación estructurada vs OOP. Cuestiones qué, si no me hubiesen obligado a estudiarlas en la UI1, jamás me habría interesado en aprender por mi cuenta. Y si bien de primeras son cosas áridas de aprender, a la larga son MUY útiles.
  • Practicas. Al igual que con el Máster, mi intención última era acceder a un puesto como becario, comerme el panorama y acceder a un puesto de trabajo. Más aun después de lo bien que me salió la última vez. Por supuesto, no accedería a dicho puesto hasta que terminase la carrera tres o cuatro años después. Pero oye, en esta vida hay que marcarse objetivos.

Mi opinión

A día de hoy, sigo con el grado. Este es mi segundo año y estoy entre tercero y segundo. Para el año que viene me quedan las asignaturas optativas y tres de tercero. Para el otro, las prácticas y el trabajo fin de grado, por lo que para 2019 debería ser «Ingeniero» Informático (ya sé las polémicas que suscita esta palabra, también soy Ingeniero en Edificación y a muchos les da un tic en el ojo cuando lo digo). Sobre la UI1, es tal y como me la esperaba. Los contenidos no son gran cosa, el temario es sencillo y se basa en la interacción con trabajos y foros. El 40% de la nota se va en un examen tipo test, presencial, que en muchas ocasiones no está todo lo bien planteado que debería.

Pero estamos hablando de una institución que se creó en 2008. Se nota el esfuerzo por mejorar cada día y el personal es atento y abierto. Respecto a las asignaturas de primero y segundo, en las de tercero he notado una subida de nivel notable. Y, salvo algún profesor que no sé de donde lo han sacado, en general son gente competente. Como dije antes, este movimiento era muy personal. Me hace sentir cómodo estar estudiando informática y es algo que me debía a mí mismo, ya que es la carrera que debería haber empezado con 18 años. Pero sabiendo lo que sé ahora, no es algo que recomiende. Es una inversión enorme, tanto de tiempo como de dinero, y no te asegura nada.

Pero el pasito está ahí. Cada tres meses estoy unos créditos más cerca de un título universitario fuera de la construcción. Estoy aprendiendo y descubriendo un montón de cosas y, en líneas generales, estoy contento y orgulloso de estar aquí.

2º Paso: FreeCodeCamp

A pesar de ser ligera, la carrera fagocita horas como si de un MMO en Corea del Sur se tratara. Por eso cuando llegó el verano de 2016 y me quité los exámenes de junio, me encontré con una maravillosa cantidad de tiempo libre que invertí en empezar con Clay, un proyecto con Unity del que hablaré en algún momento. También fui a la playa e hice cosas con amigos y tal, que parece que vivo enganchando al ordenador como si fuera una máquina de diálisis. Así pasé Julio, tan feliz, y llegó Agosto. Agosto es una época feliz para los que trabajamos en obra. El convenio obliga a ajustar las horas de trabajo anuales durante este mes. Así que durante cuatro semanas trabajas solo de mañanas, saliendo a las 14:30. Esto es el acabose. De verdad que no sabes qué hacer con el día, es infinito.

Con ese desboque de horas libres me encontré a primeros de mes navegando por forocoches. A pesar de estar muy denostada últimamente, con esa etiqueta de antro filo fascista hetero patriarcal, forocoches es un códice de sabiduría y un lugar de reunión de gentes de todo tipo. Entre los miles de hilos que pueblan este rincón de internet, me encontré con este:

FreeCodeCamp aprende a programar de forma muy practica

En general la programación web me causaba cierta repulsa. Pero en este hilo te presentaban FreeCodeCamp, un programa para aprender a programar aplicaciones web totalmente online. Hasta ese momento no era un gran fan de los lenguajes de marcas, el CSS se me hacía inútilmente ambiguo y el JavaScript era un lenguaje para niños. Sin embargo en aquel hilo lo pintaban todo super bonito:

  • Aprender a tu ritmo, resolviendo ejercicios constantemente.
  • Aprender desde el navegador, sin problemas de configuración ni historias raras.
  • Un curriculum completamente guiado.
  • «Practicas» finales con equipos, para ONGs, que podrías colocar en tu curriculum para mejorar tu perfil.
  • It´s free!

En teoría sonaba todo cojonudo, pero ¿Y en la práctica?

¿En qué consiste FreeCodeCamp?

Logotipo de FreeCodeCamp

Logo de FreeCodeCamp. Sí, en camelCase

Pues es tal y como lo contaban. Empiezas a probarlo y para cuando te quieres dar cuenta estas totalmente enganchado. La orientación es totalmente práctica. Cada explicación va unida a un pequeño IDE en el que se te plantea un ejercicio que has de resolver. El IDE es capaz de determinar si lo has resuelto correctamente para dejarte pasar al siguiente punto. Esto es particularmente interesante, puesto que te obliga a:

  • Entender realmente lo que estás haciendo y como funciona.
  • Aprender a buscarte la vida cuando las piezas no encajan.

A parte, cuando terminas un bloque se te proponen una serie de ejercicios más complejos. Básicamente, desarrollar aplicaciones web en CodePen.io. Completar estas asignaciones es obligatorio, aunque nadie evalúa el resultado mas que tú y tus compañeros en Facebook. Porque esa es otra, cada ciudad tiene su grupo y la idea es realizar quedadas para resolver dudas, programar juntos o simplemente hacer amigos. Todo muy cool y 2.0. Yo estoy en el grupo de Madrid. La verdad es que nunca ha estado demasiado animado, pero espero darle vidilla cuando esté allí en unos meses.

No todo es perfecto: Por ejemplo, meten Bootstrap a la vez que CSS, lo cual me parece un error recurrente últimamente. Y la segunda certificación está vacía de contenido , ahora mismo está en coming soon, y solo tienes los ejercicios prácticos. Te tienes que buscar la vida para aprender SASS, React y D3. Pero por contra, ponen a tu disposición un foro muy útil, varios canales de chat, un canal de YouTube… Es una comunidad muy activa y si te lo tomas de una forma social y colaborativa, no tendrás ningún problema para formarte de una forma totalmente práctica y orientada al  mundo profesional.

Cuanto tiempo toma FCC

Ahora mismo está estructurado en tres certificados de 400 horas cada uno: FrontEnd (HTML, CSS, JS, Ajax, Bootstrap, JQuery), DataVisualization (D3, SASS y React.js) y BackEnd (Express, Node, Mongo). Al completar todos los ejercicios de cada uno te mandan un diploma digital que acredita tu logro, lo cual está genial. Cuando los consigues todos se te asigna un grupo de trabajo para trabajar en proyectos reales para ONGs, en las que estiman que invertirás unas 800h. Y a partir de ahí probablemente encuentres un trabajo porque serás un full stack developer bastante serio.

Curriculum de FreeCodeCamp

Curriculum actual (2017) de freeCodeCamp

En mi experiencia, el primer certificado lo saqué muy rápido dedicándole un rato al día entre agosto y octubre. El segundo es otro cantar, porque SASS es muy sencillo, pero React es un framework de JavaScript con un paradigma muy particular. Llevo varios meses haciendo cursos, viendo vídeos, leyendo documentación, etc. Concretamente, en cuanto a cursos, he seguido el tutorial oficial, los dos mini cursos de Codecademy y el curso de Stephen Grider Modern React with Redux en Udemy. Al final el mejor recurso que he encontrado ha sido:

ReactTraining

De Tyler McGinnis. Es una pasada y, además, gratis. Te lleva de la manita por cada uno de los aspectos de React para componerte una imagen nítida de para qué sirve cada cosa. Es el recurso que recomiendo para aprender este framework (Lo sé, en esencia no es un framework, pero me entendéis). La semana pasada entregué el primero de los seis ejercicios de FCC de React. Lo que quiero decir con todo esto es que el segundo certificado es un freno bastante gordo. Tampoco sé cómo de exigente será el tercer certificado. Pero este último si tiene recursos de aprendizaje propios, por lo que calculo que más allá de las 3×400 horas, en un año, siendo constante, puedes tener los tres certificados y empezar a crear un curriculum muy potente como developer con las prácticas.

Opinión

En el cómputo global me parece la mejor opción para empezar a programar Web. O simplemente a programar. Simplemente no hay nada que esté ni tan, ni tan bien dirigido por ese precio. Los recursos propios son buenísimos y a través de foros y chat accederás a cientos de otros recursos. Con personas que los están utilizando, por lo que siempre iras bien encaminado. Te puedes apoyar en cursos de Coursera, en Udemy, en Udacity, Codecademy… pero FreeCodeCamp ahora mismo me parece EL RECURSO para entrar en este mundillo. Y encima gratis. Personalmente creo que me ha cambiado la vida, pero eso lo explico en la siguiente sección.

Certificado FrontEnd FreeCodeCamp

Mi certificado para el modulo de FrontEnd

3º Paso: IronHack

Cómo decía, en Facebook hay grupos de FreeCodeCamp para prácticamente cualquier ciudad medianamente grande del mundo. En ellos te reúnes con gente que, como tú, ha llegado hasta allí por un motivo u otro: Para mejorar profesionalmente, por gusto, buscando un futuro mejor. Yo me metí en el de Madrid, dado que obviamente habría más movimiento que en el de Almería. Cuando yo llegué la cosa estaba más animada que ahora, gracias a la labor incansable de su por entonces coordinador: Ignacio Villanueva.

Este crack es un apasionado que dejó su sector para moverse a la web. Entre otras iniciativas, creó un Podcast sobre diseño y programación que os recomiendo encarecidamente: WeCodeSign. Escuché un capítulo y me enganché, escuchándomelos todos en un breve lapso de tiempo. En uno de ellos, hablaron de algo llamado BootCamps y, particularmente de uno de ellos, IronHack, entrevistando a su cofundador, Gonzalo Manrique.

¿Que es IronHack?

Logotipo de IronHack

Logotipo de IronHack

Y qué es un bootcamp. Esencialmente es un curso hiperintensivo en el que durante unos pocos meses te preparan para desempeñar una determinada actividad. Si bien son aplicables a cualquier disciplina, están muy ligados al mundo de la tecnología y, sobre todo, a la web. Esta idea tan yankee es una respuesta al obsoleto modelo educativo de las universidades, que no son capaces de dar respuestas a las necesidades reales del mercado laboral. Y ya he dejado caer lo que pienso de las universidades, a pesar de que he sido alumno, hasta el momento, de cuatro. FreeCodeCamp es un bootcamp online de facto, aunque obviamente este es tan intensivo como tú quieras hacerlo y se puede compatibilizar con otra actividad.

El tema es que la idea me pareció brutal: Formación intensiva en programación, con profesionales del sector, orientada a la empresa y con alto porcentaje de colocación ¿Dónde hay que firmar? Empecé a investigar y ahí la fastidiamos: Como he comentado en este mismo post, cuando me obsesiono con algo tiene que ser, sí o sí. Comencé a recabar experiencias, a leer opiniones, blogs, hilos en foros… Todo positivo. Hablé con el propio Ignacio Villanueva, que después de grabar aquel programa había tomado el curso, y pese a algunas reservas, me gustó lo que me contó. Así que hablé con la propia IronHack y concertamos una entrevista.

IronHack por dentro, visto desde fuera

Me entrevisté con Claudia Losada, de admisiones, a primeros de octubre de 2016. Siempre que puedo lo digo: ¡Una chica majísima! Le conté mis angustias con mi profesión, mis ganas de ganarme la vida programando, lo mucho que me gustaba la idea del bootcamp, mi necesidad vital de volver a Madrid… Ella me contó lo siguiente:

  • El curso son 11 semanas. Las últimas son para preparar tu proyecto personal, que debes presentar delante de un jurado de empresas del sector durante el último día, en el HackShow. Los tres mejores presentan delante de todo el auditorio de Google Campus en Madrid y el ganador se lleva el Hacha de IronHack.
  • El mes antes de empezar, es obligatorio realizar un prework para obtener los conocimientos básicos requeridos para el curso.
  • El curso incluye una hiring week durante la cual cada día te entrevistas con varios ojeadores de empresas punteras del sector. Estamos hablando de gente de Cabify, Wallapop, Telefónica, etc.
  • Horario de lunes a viernes de 9 a 18. Garantizado que habría tarea cada día, pero te puedes quedar en el centro hasta la noche trabajando con tus compañeros.
  • El índice de colocación es muy alto en invierno, pero más bajo en verano. Sin embargo, te apoyan durante toda tu carrera ayudándote a encontrar o a cambiar de empleo.
  • Ordenador: O un MacBook o un PC con Linux. No incluido en el precio.
  • El precio son 6500€. Los primeros 750€ se pagan en concepto de reserva al ser aceptado. El resto se puede financiar o abonar integro antes de empezar.
  • En aquel momento el curso consistía en Ruby, Rails y JS para el front. Para los próximos cursos planeaban moverse al M.E.A.N. stack: MongoDB, Ember, Node y Angular. Genial, porque en ese momento yo ya era JS 100%. En la actualidad ya son 100% M.E.A.N.
  • En ese momento estaban en Zink, un centro de coworking cerca de la castellana, pero estaban buscando una nave para montar algo en plan neo-industrial. Finalmente se han movido a una nave en Matadero, al sur de Madrid.
  • El proceso de admisión es restrictivo: Seleccionan entre los solicitantes. Las clases son de veintipocas personas. El proceso consiste en una entrevista personal y otra técnica.

IronHack y yo

Si mi nivel de hipe era alto, después de la entrevista se puso por las nubes. Vi un ambiente profesional, gente muy competente, un curso orientado a la empleabilidad… Totalmente enamorado, vino el momento terrible de echar los números. Habría de dejar el trabajo para poder hacer el curso, pero necesitaba ahorrar el dinero suficiente para pagar la matrícula, comprar un portátil y vivir en Madrid el tiempo suficiente para hacer el curso y encontrar trabajo. A parte, no podría compatibilizarlo con la carrera, por lo que tendría que hacerlo durante las vacaciones de verano.

Plantee un par de ecuaciones, cogí una pizca de locura y un mucho de valentía y tracé mi plan: Dejar la obra en marzo de 2017, mudarme en mayo, bootcamp de junio, estar trabajando en octubre/noviembre. Si no cumplía este planning, a partir de octubre la cuenta bancaria empezaría a no sostenerme y tendría que volver a Almería, esta vez sin trabajo. Pero el mundo es de los valientes.

Realicé mi solicitud de plaza y volví a hablar con Claudia, esta vez por email. Daban la entrevista personal por superada, dada la charla que habíamos mantenido personalmente, resultando mi perfil apto. Concertamos una prueba técnica para unas semanas después con uno de los profesores asistentes del curso, Raúl Vega, un antiguo alumno y un fenómeno. La prueba consistió en completar unos ejercicios en JavaScript. Como digo lo tenía bastante trillado porque llevaba ya tres meses en FreeCodeCamp. Realizamos la prueba por Skype y no tuve demasiados problemas. Quedamos en que me comunicarían el veredicto en unos días.

A primeros de noviembre me dieron la gran noticia: ¡Estaba dentro! Con todo lo que implicaba: Ya tenía una fecha para acabar con la obra, con la construcción, para volver a Madrid y para vivir con mi pareja después de 3 años de relación a distancia. ¡Un pelotazo vamos!

¿Y ahora?

El resto es historia, comuniqué mi decisión a familiares y amigos y seguí con mi vida más o menos igual, pero con una lucecita al final del camino. Pasé el invierno trabajando, con la cosa en la constructora poniéndose más jodida para mi cada día. A primeros de febrero de 2017 llamé a mi compañera de recursos humanos y le di la noticia, para contárselo a continuación a mi jefe. No sentó demasiado bien, pero entendieron mis motivos y rápidamente nos pusimos a buscar un sustituto. En dos semanas teníamos a un chaval en obra acompañándome todo el día. A primeros de marzo fui a la oficina, entregué mi placa y mi pistola (¡El ordenador portátil y el teléfono móvil, Júas!) y empezó la última etapa de este gran viaje.

Desde entonces me he estado dedicando a estudiar. Por un lado tuve exámenes en semana santa y pude preparármelos a gusto. Por otro, he estado liado con React, como contaba anteriormente, dado que es una tecnología que está pegando muy fuerte y que no voy a aprender en el bootcamp. He empezado con el pretrabajo de IronHack. Estoy dedicando al menos una hora al día a Unity y Clay, mi proyecto favorito.

También he creado este blog y, la verdad, estoy disfrutando de lo lindo con él. Estoy intentando hacer algo de deporte (al menos algo más de lo que hacía cuando trabajaba), comer mejor, dormir mis horas. Y para que os voy a engañar, estoy leyendo más, disfrutando de más videojuegos, viendo cine y series, quedando a tope con los amigos en fines de semana. Tengo 24 horas al día para organizarme a mi gusto mientras llega el bootcamp, y es una pasada después de haberme sentido totalmente alienado por el trabajo durante dos años y medio.

¿Y en adelante?

Después de más de un mes escribiendo en este blog, se me hace raro haber llegado al AHORA. Ya sabéis todo lo hay que saber de mí. El mes que viene mudanza a Madrid y en junio empezará lo bueno. Seguiré escribiendo. Tengo pendiente dar mi opinión sobre mi ordenador, el que será mi compañero en IronHack, para ayudar a quien esté pensando comprarse un Dell XPS. Hay varios productos sobre los que me gustaría hablar: Películas, videojuegos, series, libros. Me gustaría hacer más tutoriales. Escribir sobre todo aquello que se haga incomodo de contar en tweets. Y relatar toda la experiencia IronHack semana a semana.

Todo eso, y mucho más, en su blog favorito. Gracias por acompañarme en este viaje 😉

Fran

 

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *